Slide Slide Slide

Cableado antimicrobiano para fortalecer hospitales

R&M
R&M
R&M resalta la importancia de proveer cables de infraestructura con características que garantizan su funcionamiento en ambientes libres de contagio.

Ante la contingencia sanitaria y los potenciales riesgos de contagio que representan los hospitales por el COVID-19, R&M resalta la importancia de proveer soluciones que protejan a pacientes, médicos y personal de instituciones de salid gracias al cableado antimicrobiano.

De acuerdo con estudios a nivel global, las infecciones asociadas a la atención sanitaria (IAAS) están entre las diez principales causas de muerte. Por lo que, dado el aumento mundial de los riesgos para la salud y los requisitos de higiene, los proveedores de equipo hospitalario también están bajo presión.

HealthLine es una solución que ayuda a proteger a los pacientes y al personal. Es un cableado que es fabricado con Biomaster, un aditivo que contiene iones de plata y que es incorporado al plástico durante el proceso de fabricación.

De acuerdo con la compañía, la solución inhibe la colonización de microbios en las superficies plásticas de los productos de la red de acuerdo con la norma ISO 22196. Además, los últimos resultados también demuestran la eficacia para acortar el tiempo de supervivencia de ciertos virus en la superficie de los productos protegidos.

De esta manera, se puede reducir eficazmente el riesgo de infección en los hospitales debido a que los microbios se transmiten de una persona a otra al tocar las superficies. Lo mismo ocurre en las cocinas, los laboratorios y otras áreas con mayores exigencias de higiene. Independientemente de esto, los operadores deben, por supuesto, seguir cumpliendo con sus obligaciones de desinfección.

R&MhealthLine proporciona un portafolio completo para la conectividad de la red antimicrobiana enfocada al paciente:

  • Diversos conectores con enchufes RJ45 para redes locales de datos y comunicaciones
  • Cables de conexión Shielded y Unshielded Cat. 6A para conectar computadoras, tecnología médica, teléfonos, sistemas de llamadas, terminales multimedia, etc.

Además, estándares como el IEC 60601-1 requieren protección eléctrica adicional para los quirófanos. La tecnología médica y las redes de datos tienen que estar aisladas por galvanizado para proteger al usuario y a la máquina de las sobretensiones. De esta tarea se encarga el módulo de aislamiento de red R&MsafeLine. El uso de este módulo de aislamiento significa que no es necesario utilizar ningún equipo especial con conexiones de protección especiales en el lado protegido. Basta con dispositivos informáticos sencillos con conexiones normales.

Las clínicas tienen que asegurarse de que las aplicaciones médicas, administrativas y multimedia estén separadas. El sistema de seguridad R&M de tres etapas apoya este objetivo con códigos de colores, tapas protectoras y etiquetas. Estas marcan las diferentes conexiones. El nivel más alto del sistema de seguridad bloquea las conexiones de los enchufes.

Además, el programa de monitoreo R&M inteliPhy ayuda a analizar las redes de datos locales de manera centralizada en tiempo real.

Incluso los cuartos húmedos y las áreas con condiciones difíciles pueden ser conectados de manera confiable a la red local de datos.

Para ello, la compañía ha desarrollado fundas protectoras adaptables para los conectores RJ45. De esta manera, R&M asegura tanto la protección contra infecciones como conexiones de datos seguras. Eso es lo que entendemos por cableado sanitario.

Lee más
AMD Ryzen
AMD Ryzen PRO 4000 ya está disponible en el mercado mexicano