El futuro del almacenamiento de datos ya se vive: NetApp

La firma hace un recuento sobre cómo evoluciona esta tecnología empresarial.

Ciudad de México. Cada año, expertos en diversos sectores de alta tecnología hacen predicciones acerca de lo que podría ocurrir durante los próximos meses; entre ellos existen expertos en almacenamiento de datos. NetApp, basado en los consejos y sus puntos de vista ha hecho una recapitulación de lo que ya no sucederá en el tema de almacenamiento de datos durante 2016:

1. Los sistemas de sólo almacenamiento HDD no sobrevivirán. Hace 66 millones de años un asteroide del tamaño de Manhattan se estrelló contra la tierra en las costas de México, acelerando el fin de los 165 millones de años de reinado de los dinosaurios. Del mismo modo, en 2016, el efecto de los sistemas de almacenamiento SSD de alto rendimiento de bajo costo se sentirá en todo el mundo, provocando la desaparición de la unidad central de la época (HDD). Gracias a la fiabilidad en aumento, los sistemas de almacenamiento de nube y SSD formarán el equivalente en 2016 del nuevo ecosistema en evolución de los dinosaurios de almacenamiento del pasado.

2. No todos los SSD serán de flash. Por aproximadamente 50,000 años los humanos descubrieron la movilidad, quizás andando a pie o sobre los animales que domesticaron. Luego, hace apenas 200 años, se inventaron nuevas formas de propulsión, entre ellas la locomotora de vapor, motores de combustión interna, motores a reacción, y la propulsión de cohetes; logrando acelerar la movilidad de la gente progresivamente a medida que estas nuevas formas de transporte se pusieron a disposición. Una analogía podría hacerse entre el movimiento de personas y el movimiento de los datos. De tarjetas perforadas a cinta de papel, cinta magnética, disco magnético, y dispositivos de estado sólido. La aceleración de transporte de datos en los últimos 50 años ha sido a ritmos muy acelerados, y al igual que las personas que se desplazan en vehículos con innovaciones en motores impulsados por hidrógeno y electricidad, en 2016 veremos motores SSD impulsados por tecnologías tales como RRAM, XPoint 3D, ST-MRAM.

3. La poderosa unidad de disco pequeña no va a desaparecer. Con referencia a la analogía en el número 2, es posible que haya notado que muchas personas siguen gustando de caminar y montar en animales domesticados. Del mismo modo, he aquí una revisión a la realidad si creen que los SSD están al borde la sustitución de todos los discos duros en el mundo: durante el 3er trimestre de 2015, alrededor de 119 millones de discos duros fueron entregados a clientes, mientras que los de SSD representaron aproximadamente 26 millones de unidades, de las cuales 3.1 millones eran de clase empresarial. Los SSD están ganando terreno ante los discos duros pero todavía hay mucho por recorrer. Para el almacenamiento en frío, almacenamiento en la nube, y el almacenamiento de PC, sigue siendo difícil de superar la economía de los discos duros. Para el año 2016, seguramente se puede esperar ver los discos duros cruzando el umbral de 10 TB, y los SSD en el rango de 4 TB. Cualquier disco duro que se encuentre en las matrices de almacenamiento empresarial se completará con generosa memoria caché y/o SSD. Aunque los SSD seguirán encontrando su camino en aplicaciones de alto rendimiento, a finales de 2016, tendrán un costo de 3 a 5 veces mayor que sus homólogos de disco duro (sobre una base prima de costo por TB).

4. La gran y poderosa nube no va a desaparecer. En la película La Mancha Voraz, unos corrosivos accidentes alienígenos se comen todo lo que está en su camino, creciendo en tamaño cada vez que consumen algo. A veces las cosas se vuelven tan grandes que parecen tener vida propia. Durante 2015, la nube pública alcanzó este punto de masa crítica, alcanzando un tamaño inmenso y en 2016 incrementará aún más. Sin embargo el movimiento de datos a la nube y las aplicaciones que se ejecutan pueden traer beneficios empresariales para convertir a las empresas en entidades que actúan más rápido, reduciendo costos y en general, aumentando la competitividad.

5. El Data Fabric brinda soluciones para la nube. El entorno de la nube es un poco como la historia de la Torre de Babel donde una multitud construyó una gran torre y estaban confusos por no ser capaces de entenderse entre sí, lo que los llevó a abandonar el proyecto. Las nubes públicas son la versión actual de la Torre de Babel. Para aprovechar todo el potencial, debe de haber una manera de manejar y mover datos entre ellas, eso lo soluciona Data Fabric.

Lee más
Alestra IoT
Conoce la propuesta digital de Alestra para la nueva normalidad